Cuando hablamos de infidelidad estamos tocando unas de las partes más delicadas del corazón. Para aquellas mujeres que saben lo que es vivir esta experiencia, Piensan que esas amantes no tienen sentimientos, normalmente las suelen despreciar por no tener dignidad y hacer un triángulo amoroso.

La verdad es que nadie tiene el derecho a juzgar a una persona si no está en su lugar. También hay casos que la infidelidad se comete con el propósito de lastimar intencionalmente a los implicados, hay variedades de historias en la infidelidad que se relatan de diferentes maneras.

En está ocasión veremos la perspectiva del hombre respecto a sus amantes. ¿Es posible que un hombre se enamore de verdad de esa otra mujer? ¿Qué opinarán ellos sobre ellas y porque deciden tener ese tipo de relación?

Ads

Los hombres no siempre buscan una relación fuera de su matrimonio solo para mantener intimidad. En muchos casos se da porque buscan respirar un poco de otro aire, porque inconscientemente se sienten asfixiados y quieren escapar de la realidad y de sus problemas.

Al buscar una relación fuera del matrimonio se supone que quiere crear lazos con otra mujer, que aporte un sentido de aventura y novedad a su vida,  también por el hecho de etiquetar a esa mujer como su “amante”.

Un hombre puede encontrar en una pareja, aquello que busca para él mismo, por eso verá a esa mujer como alguien interesante, liberal e inalcanzable.

Si se ve la situación desde este punto de vista, se llega a la conclusión de que los hombres piensan en sus amantes como un segundo amor, que choca al mismo tiempo con el primero, desarrolla sentimientos por ambas, pero sin confundir el rol de cada una. Su esposa tomará el papel principal en la historia, pero eso no quiere decir que su amante no llegue a ser igual de importante.

Ads

Aun así, es poco común que decida sacrificar todo lo que ha construido en su matrimonio por su relación clandestina. Ya en el momento que se descubre la infidelidad el hombre se da cuenta que se encuentra viviendo una relación fantasiosa con su amante.

Es muy complicado tratar de comprender de una manera general todo el asunto de las amantes, ya que cada caso puede ser distinto. Lo que sí es seguro es que como los hombres pueden utilizar a sus amantes de un ámbito únicamente sexual, también cabe la posibilidad de que se puedan enamorar.