Toda mujer tiene rasgos que la hacer relucir entre los hombres. Pero, los rasgos más resaltantes de una mujer, son los que determinan qué tan enamorado puede llegar a estar un hombre de ella.

Ads

Vayamos al grano.

Rasgos más resaltantes de una mujer.

  1. Vitalidad:

Una mujer que refleja vida y ganas de comerse al mundo, suele resaltar. De hecho, los rasgos más resaltantes de una mujer destacan por ser extrovertidos y no temerosos o tímidos. Una mujer con gran vitalidad enamora pues brinda una gran seguridad en cada decisión que toma.

Ads

 

  1. Independencia:

Es hermoso ver a una mujer que quiera ser cuidada y protegida. Pero, más allá de eso, la independencia femenina es un símbolo de estabilidad que a los hombres atrae. Que una mujer pueda desenvolverse con, o sin alguien a su lado, es un fuerte atractivo.

  1. Amabilidad:

Y no debemos confundir esto con la coquetería. Los rasgos más resaltantes de una mujer sientan sus bases en cosas realmente buenas y no en banalidades.

  1. Altruismo:

Una mujer altruista es aquella que actúa sin esperar algo a cambio. Eso la hace inolvidable. Porque siempre habrá un hombre que recuerde a una mujer que hizo tanto por él a cambio de nada.

Ads
  1. Honestidad:

No hay nada que reluzca más que la verdad. Quien habla de frente con la verdad, transmite confianza e ilumina en cada conversación. En un mundo donde la palabra parece no valer casi nada, la honestidad es oro puro.

  1. Persistencia:

Que no se confunda con necedad o malcriadez. La persistencia de una mujer le ayuda a enfocarse en la solución de problemas y no en dichos problemas.

  1. Visión:

Quien tiene visión puede saber en un segundo si vale o no vale la pena dar un minuto de su tiempo a alguien que lo pide. Una mujer con visión es líder y cualquier hombre está dispuesta a seguirla.

  1. Pasión:

Pero para que la visión se haga realidad, la mujer debe tener pasión. Ese, entre los rasgos más resaltantes de una mujer, es el que la impulsa a aferrarse a sus ideales.

  1. Humildad:

La humildad ayuda a muchas cosas, entre ellas, el aceptar que se ha equivocado. Una mujer que lo hace vale por mil. ¿Por qué? Pues seamos honestas, a ninguna nos gusta no tener la razón. Humildad es la cualidad de aceptar nuestros defectos y errores y mejorar a partir de ellos.

  1. Corazón:

Finalmente, una mujer con corazón siempre será capaz de hacer, de las peores situaciones, algo mucho más llevadero. Es de su corazón donde nace la capacidad de amar y es ahí, donde ellas prenden la llama de la pasión con la que aman, sueñan, tienen visión, persisten y hablan con nada más que la verdad.

Ads