Toda su hazaña la ha logrado mientras recorre México en su triciclo.
Afortunadamente para la humanidad, las personas bondadosas y con un buen corazón no han dejado de existir, en México, existe un hombre que es la prueba viva de ello. Con su buen corazón realmente se ha ganado el de muchos más por todo el mundo.

Se trata de Edgardo, quien tras haber decidido empezar un viaje en su triciclo por su país y que, gracias a su amor por los animales, consiguió un nuevo cometido en su vida: rescatar a los perros necesitados y sin hogar que se encontraba durante su viaje.

Edgardo Zúñiga o Edgardo ‘’Salva perros’’ como lo conocen, tiene 49 años y decidió hace un par de años dejar su marca en el mundo al ayudar a los más indefensos de la calle; los perros sin hogar.

Por esto, como parte de su meta, emprendió un viaje con el propósito de darle la vuelta a México recorriendo todo su perímetro costero y durante la travesía, rescatar a los peludos que necesitaran ayuda.

Ya ha recorrido gran parte de las costas de México. Desde Nayarit donde inició su recorrido hasta pasar por Quintana Roo, Baja California y Nuevo León. Su medio de transporte no es nada más que un triciclo en el que lleva todo lo que necesita; ropa, sábanas, agua, comida y medicina tanto para él como para los perros que se encuentra en el camino.

Su hogar no es sino su triciclo y sus perros.

Edgardo no solo rescata perritos abandonados, sino que, por un tiempo, les da refugio unto a él en su triciclo hasta que ya están en buenas condiciones para ser adoptados. Esto, porque como dice él mismo, ‘’al caminar por las carreteras veo a los perros que están varados, heridos y en necesidad de atención médica’’. También cuenta que una vez sanos, no los regala ni los vende, los da en adopción, pero no a cualquier persona. Estos son sus perros, y les tiene mucho cariño, porque una vez que lo acompañan durante su largo viaje, él siente que son suyos.

Afortunadamente para los perritos, este hombre tiene conocimientos veterinarios, algo que lo ha ayudado mucho durante su viaje, pero gracias a la ayuda que ha recibido a través de su página de Facebook miles de personas de todo el mundo, han podido ayudarlo a él y a los perritos que rescata.