La psicóloga americana Elaine Aron investigo durante el transcurso de un tiempo a las personas con cualidades de introversión, durante su estudio hallo una condición la cual  la describió como: Alta sensibilidad. A raíz de su descubrimiento Aron redacto un libro llamado: The highly sensitive person, en este libro explica los rasgo de las personas altamente sensibles (PSA) y afirma que una de cada 5 personas posee esta aptitud.

Ads

Los PSA pueden experimentar los sentimientos con mayor intensidad, aparte son intuitivos, sensibles a la luz, a los sonidos y olores fuertes, gozan de la soledad y pueden sentir el sufrimiento ajeno como propio. Esta clase de personas viven el amor de un modo más compleja que el resto.

Ads

  Prioriza el amor hacia ti mismo:

El mecanismo de la sociedad muchas veces arropa y hace sentir a los PSA como seres anormales, es muy fundamental trabajar en su autoestima para que puedan establecer una relación de pareja. Lo principal es aceptar que esta condición no es una enfermedad, es un modo de ser.

Acepta que los demás sienten diferente:

Normalmente los seres humanos altamente sensibles se agobian ya que sus parejas no poseen la misma perspectiva que ellos.  Es probable que sientan que no hay amor ya que las miradas y los detalles no son iguales, no obstante no significa que te amen menos, recuerda que tú experimentas el amor de otra manera porque tus sentimientos están siempre a flor de piel.

Aprende a gestionar las emociones negativas:

Ads

No dejes que las adversidades te arropen, comprende que la vida tiene aciertos y desaciertos de los cuales debes aprender por completo.

 Utiliza tu habilidad para estar solo:

Los seres humanos altamente sensibles gozan de su soledad, les fascina leer, oír música y saben hallarle el sentido a las pequeñas cosas.

Piensa que el amor a tu lado siempre valdrá la pena:

El amor con un ser altamente sensible es una experiencia maravillosa la cual vale la pena vivir. Si eres sumamente sensible ábrele siempre las puertas al amor, tienes mucho para entregar y un desengaño no define el resto de tu vida.