Por medio de una  investigación  elaborada  por la Universidad de Oxford, cuando tenemos una relación de pareja, solemos perder a dos amigos y esto se debe  a que preferimos sacrificar tiempo con algunas personas para invertirlo en nuestra relación.

Ads

Esto  se da comúnmente con  amigos que teníamos desde la niñez  y la adolescencia, y a medida  vamos creciendo, nuestro entorno  social también cambia  y, con el tiempo, nos centramos  más en diferentes cosas, lo que también ocasiona  que en el trayecto  vayamos conociendo a individuos  nuevos y, por ende, hacer nuevos amigos. Por ello, una investigación menciona  que luego  de los 25 años nuestro círculo social se disminuye  cada vez más.

Es posible  que esto sea  algo un poco lamentable  y quizá nos haga sentir en soledad, no obstante, cuando cumplimos  los 30 años, alcanzamos el punto de la madurez, podemos permitirnos conservar en nuestro trayecto  a los verdaderos amigos, esos que coinciden en nuestra vida y rutina actual.

Cuando llegamos a los 30, nos es fácil identificar a los amigos honestos, a las personas sinceras con las que deseamos  compartir enormes  momentos de nuestra vida y, sobre todo, con las que estamos dispuestos a nutrir  una amistad armoniosa.

Ads

No  debemos preocuparnos por saber quién entra y sale de nuestra vida, esto es parte del camino y, de esta forma, sabremos apreciar  quién merece quedarse y quién no. Las grandes  amistades están por llegar.