La búsqueda de significado es punto  para la motivación intrínseca y la plenitud personal. Disponer de un propósito, clarificar realmente qué es lo más valioso para nosotros modifica un sendero  de baldosas amarillas capaz de orientarnos  en el día a día para no perder el camino. Solo así colocamos  pasión y brío a nuestros trabajos y alambradas para quienes optan  apartarnos de ese camino  personal.

Ads

Cada día  muchos especialistas indican  que este fin, el de la búsqueda de significado, es una de las necesidades más básicas de una buena zona  de la población. Los individuos  estamos pasando en la actualidad una gran incómoda sensación de vacío. Si hace  décadas la religión y la espiritualidad intentaba llenar de alguna manera esos espacios de dudas, de abismos personales y derivas, hoy en día  se necesita de algo mucho más.

Podríamos mencionar  que ya hemos dejado a un lado esa necesidad por entender  nuestro origen o nuestra posición en el cosmos. La ciencia nos da valiosas soluciones  y tenemos a nuestro alcance un gran número de datos.

Ads

 

“La motivación intrínseca, un compromiso contigo mismo”

 

A todos nos han indicado  aquello de que la motivación puede ser de dos clases: extrínseca e intrínseca. A la extrínseca viene orquestada por la necesidad de llevar a cabo algunas aptitudes  con el objetivo de obtener  una recompensa externa, un refuerzo objetivo. Y la  motivación intrínseca, es esa donde los sujetos  realizan   ciertas cosas por el mero goce  de realizarlas, sin necesidad de incentivos externos.

En una investigación llevada a  cabo en la Universidad de Strathfield señala que esta última dimensión motivación llega  regulada por una cadena  de procesos concretos. Así, realidades tan primordiales  como la creatividad, curiosidad, reflexión, el sentido crítico, iniciativa y las actitudes  proactivas son las que orquestan todo ese impulso que gesta la motivación intrínseca.

Ads

 

 

“La búsqueda de significado, una obligación personal”

 

Nos encontramos llenos de obligaciones, presiones, condicionantes y ruidos ambientales que resulta ser una dificultad complicada encontrar ese motivo  de ser.

No obstante, existe  algo que no podemos perder de vista: el ser humano es un ser  ingenioso, valiente, ocurrente. La búsqueda de significado puede llevarse a cabo en cualquier ambiente  y situación:

Ads
  • Hablando con alguien, permitiéndonos conocer nuevos puntos de vista.
  • Leyendo un libro, descubriendo.
  • Aprendiendo algo nuevo, abriendo la mente a nuevos saberes.
  • Asistiendo a una conferencia.
  • Practicando un deporte.
  • Conociendo personas nuevas.

 

“Algunas dimensiones claves”

 

  • Compromiso contigo mismo: La búsqueda de significado implica comprometernos con uno  mismos, de lo cual esto abarca muchos aspectos en sí.
  • Sé curiosa, desafía, innova: Algunas veces, no obtenemos  más remedio que desaprender para aprender de otra vez. Además el atrevimiento trae descubrimientos, y la búsqueda de significado pasa por ser capaces de ocasionar  cosas nuevas, salir de la rutina.

 

Para finalizar, hallar  un propósito vital es una completa obligación personal en la que muchas personas  deberíamos trabajar. Hagamos más pequeño nuestro vacío existencial llenándolo totalmente de experiencias, de vivencias, de oportunidades. La vida a menudo, puede mostrarnos  no uno, sino diferentes  significados en los que situar  nuestras motivaciones.