Llega un punto en tu vida en que dejas de sentir la presión social y comienzas a actuar bajo tus propias reglas, siempre buscando las cosas por tu beneficio y sin afectar a nadie más que a ti misma. Esos efectos positivos que hay en tu vida, se logran a través del aprendizaje y, sobre todo, de dejar de darle importancia a ciertas. Las mujeres inteligentes, saben que deben ignorar todo esto que pondremos a continuación.

  1. Ignora la cantidad de amigos.

Una mujer feliz sabe que la cantidad no es importante, sino la calidad. Por ello, aunque sea solo una mejor amiga la que tenga, pera ella eso bastará para ser feliz.

  1. Ignora su soltería.

No me refiero a que busque pareja, sino a que ignora el hecho de estar sola en cuanto a cómo le pueda afectar. Ella sabe que en soledad puede reencontrarse consigo misma y sabe como ser feliz estando sola, porque comprende que su vida no depende de si alguien llega o se va.

  1. Ignora a quienes le hicieron daño.

Ella no puede permitirse ser pisoteada por nadie. Por ello, aunque sea una persona amable, recurre a su inteligencia para actuar tal cual y como debe ser contra aquellos que la lastimaron. No, no es haciendo venganza, sino ignorando su presencia.

  1. Ignora la opinión del resto.

Una persona inteligente sabe bien que si se deja influenciar por lo que los demás puedan decir o pensar de ella. Nunca podrá ser realmente feliz. Ignorar la opinión de los demás es importante, sin embargo, no podemos meter entre los “demás”, a nuestros amigos, familiares y pareja. Son ellos, las personas que nos aman de verdad, quienes pueden decirnos qué hacemos mal y cómo mejorar. Quedará en ti si tomar consejo o seguir de largo.

  1. Ignora el drama.

La vida es los suficientemente estresante como para prestar atención a alguien dramático. Así que, a no ser que sea por un motivo realmente importante, la persona más inteligente sabrá pasar de las novelas y enfocarse en la solución de los problemas.

  1. Ignora lo superfluo.

Desde una conversación hasta una persona, todo tiene cierto grado de superficialidad o profundidad. Quien es realmente feliz, sabe que ahogarse en un charco es una forma de perder su inteligencia. Nada en aguas profundas y solo sal a la superficie para contemplar el sol y darte un breve respiro.

  1. Ignora los fallos amorosos.

Una mujer inteligente sabe bien que fallar en una relación es totalmente normal y humano. Si se enfoca en ello y no deja el pasado atrás, estará destinada vivir en ese episodio el cual le ha privado de toda felicidad.

  1. Ignora el rol de género.

Quien es inteligente de verdad, sabe que por su condición de mujer nada le limita a hacer el trabajo de un hombre. Si una mujer quiere ser ingeniera, en vez de enfermera; sin una mujer prefiere ser exploradora y aventurera en vez de ama de casa, ¡Que lo sea!

 

Recuerda, la felicidad se basa más de cuánto ignoras que de cuánto conoces. Cuando hablamos de conocer, hablamos de “dar importancia”. La vida se hizo para vivirla y no tanto para comprenderla. Así que prioriza solo lo que te hace bien y suelta aquello que te hace mal.